Nahuatzen. En defensa de la autonomía  y por la libertad de los presos políticos.

Nahuatzen. En defensa de la autonomía y por la libertad de los presos políticos.

  • Autoridades indígenas son encarceladas injustamente por parte del gobierno del Estado de Michoacán.
  • Miembros del ayuntamiento de Nahuatzen secuestran por 12 horas a 4 integrantes del Consejo Ciudadano Indígena de Gobierno.

La comunidad de Nahuatzen se encuentra ubicada en la meseta purépecha del Estado de Michoacán. Desde el año 2015 iniciaron un proceso de construcción de autonomía como pueblo indígena. Recientemente, consiguieron el reconocimiento del Consejo Ciudadano Indígena de Nahuatzen como la autoridad responsable para el ejercicio del presupuesto que corresponde a su comunidad bajo el juicio ciudadano TEEM-JDC- 035/2017 resuelto por el Tribunal Electoral del Estado de Michoacán, por lo tanto fueron reconocidos como autoridad indígena.

A partir de este momento comenzó un proceso de gestión de gobierno encabezado por cuatro representantes de cada uno de los cuatro barrios que integran la comunidad, así el Consejo Ciudadano Indígena de gobierno de Nahuatzen ha sido clave para el cuidado del bosque, su reforestación, la promoción del deporte y una amplia gama de obra pública.

Este ejercicio del derecho a la libre determinación, no ha sido bien recibido por el actual presidente municipal David Otlica, quién desde el momento en el que entró en funciones, implementó una ofensiva para impedir que el consejo pueda continuar con sus labores.

Es así que el pasado 01 de noviembre el director de análisis y desarrollo político Noel García Cancinos citó a las 5 de la tarde una reunión en la comunidad de Huecorio al Concejo y ayuntamiento para buscar un convenio de paz duradera. Ese mismo día al atardecer, policías municipales contratados por el ayuntamiento golpean al chofer de recolección de basura y por la tarde balacean a un compañero en la salida a Arantepacua. La situación escaló aún más el 7 de noviembre, cuando una comisión del Consejo fue citada por el Gobierno del Estado para dialogar sobre la utilización de lo que habían sido las oficinas del Ayuntamiento y que desde 2015 se utilizó como La Casa Comunal. En dicha negociación, el grupo que iba en representación del ayuntamiento aprovechó el retiro de los representantes del gobierno del estado para secuestrar por 12 horas a la comisión del Consejo. En este contexto de amenaza el Consejo aceptó abandonar la Casa Comunal hasta que una autoridad competente pudiera determinar qué autoridad podría ocupar el espacio.

Días después, el domingo 11 de noviembre fue detenido en Morelia Jose Gerardo Talavera Pineda, quien rentó la casa en la que el Consejo había decidido operar temporalmente, al día siguiente fue detenido el Concejal José Luis Jiménez Meza las orillas de la comunidad y dos días después el Concejal José Antonio Arreola Jiménez. Las detenciones estuvieron a cargo de la policía de investigación y se realizaron con violencia, particularmente la detención de Antonio ocurrió en su casa y sus hijos pequeños fueron encañonados y amenazados por parte de los policías.  De acuerdo a información proporcionada por los mismos presos, los primeros días que estuvieron encarcelados fueron golpeados durante las noches por personas desconocidas.

La comunidad purépecha de Nahuatzen, estamos convencidos de que luchar por nuestra libre determinación es luchar por nuestros bosques, por nuestra comunidad y por nuestras vidas. Somos un pueblo pacífico y apostamos al diálogo como un instrumento que nos permita resolver los conflictos que podamos tener con el gobierno municipal o con el gobierno estatal.

Es así que desde esta tribuna emplazamos al gobierno del estado para que cese la represión y el hostigamiento contra el Consejo Ciudadano Indígena de Gobierno y que acepte nuestra propuesta de diálogo para encontrar alternativas que nos permitan ejercer nuestros derechos en plenitud, así como vivir en paz en nuestra comunidad. Exigimos la cancelación de las órdenes de aprehensión y la libertad inmediata de nuestros compañeros presos injustamente, las razones que los mantienen encarcelados son razones políticas inaceptables en un estado democrático de derecho.

Compartir:

Deja un comentario

Top
A %d blogueros les gusta esto: