banner patishtan

IMG_0641Alberto Patishtán es un profesor indígena Tzotzil que en el mes de junio va a cumplir 13 años de estar encarcelado injustamente por motivos políticos. Alberto es un luchador social y dirigente de una comunidad de Chiapas llamada El Bosque.

Patishtán fue acusado de emboscar a una patrulla de la policía sectorial, donde perdieron la vida siete policías y resulto herido el hijo del presidente municipal de El Bosque, Manuel Gómez Ruiz.

Manuel Gómez Ruiz, presidente municipal de El Bosque, se beneficiaba personalmente de los recursos públicos por lo que la comunidad se organizó y emprendió un proceso de lucha social exigiendo la destitución de este político corrupto, quien hasta el día de hoy sigue impune.

En realidad, el único delito de Alberto Patishtán fue exigir justicia y castigo a la corrupción, por ello su sentencia consta de 60 años.

Está comprobado que en el momento de la emboscada el profesor indígena Alberto Patishtán se encontraba en una reunión con maestros de la Zona escolar de Huitiupán. A lo largo de estos 13 años de injusta penitencia, los amigos, familiares y compañeros de lucha de Alberto Patishtán han realizado múltiples acciones de protesta no violenta para exigir su liberación. Dentro de estas actividades se encuentran las huelgas de hambre realizadas en el 2008 y 2010 por 26 personas pertenecientes a la organización La voz del Amate y Los solidarios de la Voz del Amate; así como numerosas marchas, peregrinaciones, y recientemente un documental llamado Vivir o morir por la Verdad y la Justicia, entre otras.

A la mano de estas acciones, por la vía legal se han agotado todos los recursos ordinarios. Por su parte los actuales abogados del profesor Alberto Patishtán junto con la Defensa Estratégica en Derechos Humanos han interpuesto un recurso extraordinario de reconocimiento de inocencia, que está por resolverse en las próximas semanas. Cabe mencionar que el pasado 6 de Marzo los ministros que integran la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia rechazaron hacer la revisión del asunto -con 3 votos en contra y 2 a favor-. La mayoría de los ministros mostraron su indiferencia, soberbia y discriminación al no atraer el caso del profesor.

El último recurso que queda para la libertad de Alberto es el fallo del Primer Tribunal Federal con residencia en Chiapas, quién será el encargado de resolver definitivamente el fondo del asunto. Después de esto, sólo quedan las instancias internacionales de Derechos Humanos.